Los romanos tienen nombre compuesto por tres elementos:

* PRAENOMEN, nuestro nombre propio

* NOMEN, corresponde al apellido

Anuncios

El nombre romano

* COGNOMEN, segundo apellido que sirve para distinguir a los individuos dentro de la misma familia. Es accidental en el nombre romano. No tiene relación con el origen familiar. Se usa el orden del nacimiento, el color de su pelo o alguna característica física. Es lo que lo particulariza.

Entre hermanos lo coincidente es el nomen. El cognomen es un indicador geográfico. Ej. THRAX ( es un tracio). Sirve para distinguir a individuos que pertenecían a un grupo indígena. Ej. vetto, celtiber, cantaber.

Anuncios

PRAENOMEN, siempre aparece abreviado con la primera letra y el resto del nombre entre paréntesis Ej. L(ucius). La primera letra es la que aparece en las inscripciones. El nombre romano

Cuando presenta los tres elementos juntos recibe el nombre de TRIA NOMINA. Se pueden declinar.
Los tres elementos de la tria nomina coinciden en género, número y caso.

El nombre del padre aparece entre el nombre y el cognomen.

Anuncios

En las formas nominales, cuatro de los cinco nombres tienen que concordar. Los tres elementos del nombre del individuo y la palabra que defina el grado de relación. La inicial del pariente abreviada siempre es un genitivo.

Anuncios

LUCIUS hace genitivo en -ii, pero la doble i no suele aparecer en epigrafía: LUCII

Los paréntesis indican la presencia de letras abreviadas. Si no se ponen se da a entender que está en la inscripción. Los corchetes indican rotura o lagunas en el texto. El punto indica final de la palabra.

La epigrafía es un tipo de soporte que aparece accidentalmente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: