Juan Ramón Jiménez en el aniversario de su fallecimiento

Tal día como hoy (29 de mayo) y en Puerto Rico, fallecía uno de los grandes de la literatura española, Juan Ramón Jiménez. Hoy le dedico este artículo a este magnífico poeta español.

Juan Ramón Jiménez, en el aniversario de su fallecimiento

Autor de gran originalidad, hondo sentimiento y suma delicadeza, constituye el nudo de enlace entre el modernismo de fin de siglo, en que se formó, y la generación de la llamada <<poesía pura>>, que comienza con él, su verdadero creador y maestro.

Su primera época, que abarca de 1900 a 1916, se caracteriza por el predominio de lo musical, unido a un sentimiento melancólico refinado, que se traduce en ambientes de varios colores y paisajes y se encuadra en formas métricas preferentemente octasílabas. Muestra de esta primera época son: Jardines lejanos (1903), Elejías puras (1908), Balada de primavera (1910), Poemas majicos y espirituales (1911) y Sonetos espirituales (1915), sin olvidar la exquisita prosa poética del célebre libro Platero y yo (1914)

Anuncios

La segunda época comienza con la publicación del Diario de un poeta recién casado (1917). En ella aparece la nueva forma del  sentimiento del mar sin estaciones de parada, que se identifica con el corazón del poeta: desaparece la acusada musicalidad externa de la época postmodernista con sus ambientes de paisaje y de luz cromática para dar paso a imágenes y estilo más concisos y seguros, que hablan solamente al alma que navega confiada por su mundo, Eternidades (1917), Piedra y cielo (1919), Segunda antología poética (1925), SucesióJuan Ramón Jiménez en el aniversario de su fallecimienton (1932), Presente (1933) y Ciego ante ciegos (1939) jalonan la segunda época de este gran poeta.

Tras el estallido de la guerra civil se marcha a EE.UU., residiendo luego en Argentina, Cuba y Puerto Rico. Obtuvo el Premio Nobel de Literatura en 1956. En el año 1957 apareció en Tercera antología y con posterioridad a su muerte Olvidos de Granada, reunión de prosa-poesías, en su mayor parte inéditas, homenaje a la ciudad de Granada, recogidas por Ricardo Gullón. De 1961 son: Por el cristal amarillo, obra en parte inédita y en parte selección, y La corriente infinita (crítica y evocación); de 1962: Primeras prosas, con escritos inéditos y variantes de obras anteriores; de 1963: La colina de los chopos, notas lírico-descriptivas en prosa y Trecientos poemas, versión española de una antología en inglés publicada por la universidad de Texas; y en 1973: Selección de cartas (1899-1958), volúmenes que no llegan a agotar la abundante obra que dejó inédita.

Anuncios

(Fuente. Diccionario de escritores célebres)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: